Aunque el office debía presentarse como un espacio apartado dentro de la cocina, los bancos y las mesas se han realizado en el mismo material que el mobiliario para lograr una imagen de conjunto.

El mueble vitrina, así como el frigorífico y una columna de almacenamiento se instalan frente al rincón donde hemos creado la zona de office. Esta queda parcialmente independizada del resto de la cocina gracias a la columna de cocción que actúa de elemento divisorio. Sin duda, la pared pintada con trampantojos que reproducen utensilios de cocina apoyados en las repisas confiere a este espacio un encanto muy especial. La lámpara de suspensión con pantalla de níquel proporciona una luz diferenciada sobre la mesa y completa la iluminación general de la estancia, realizada a base de focos halógenos empotrados en el techo. Además, sobre la repisas hemos fijado tres apliques que proyectan luz directa sobre el banco de trabajo. Por último, el suelo se ha cubierto con baldosas de gres en tonos arena y las paredes están pintadas con la técnica del esponjado.

Cuando no los utilizamos, el armario se cierra dejando la cocina recogida en un instante. Bajo las repisas se esconden barras cromadas que incorporan colgadores para tener los enseres al alcance de la mano. En el extremo hemos colocado un mueble decorativo con compartimentos destinados a guardar las bandejas, dos cestas de mimbre y un par de cajones. Frente a la zona de aguas el mobiliario está compuesto por armarios despenseros, un módulo cajonero de diversa profundidad y una columna de cocción. En esta parte disfrutamos de la superficie de trabajo sin interrupciones, sobre la que hemos colocado una tabla de madera maciza para manipular cómodamente los alimentos.

Para lograr una iluminación adecuada sobre las diferentes zonas de la cocina se han colocado en el techo focos halógenos, varios apliques fijados en los estantes y una lámpara de suspensión sobre el office.

Por último, la cocina se decoró con muebles blancos en un solo frente, salvo la nevera, que se ubicó junto al aparador en un armario de obra con acceso desde la entrada.

Si además queremos una cocina de aspecto joven y muy dinámica, Systema es, sin duda, la cocina que buscamos. Systema combina el blanco y el azul con la madera y el hierro niquelado, un material muy resistente a las ralladuras y de estética limpia.
El mobiliario, de líneas muy rectas y con finos tiradores, está fabricado en tablero DM con un grueso recubrimiento de PVC, que es el que aporta el color de contraste con la madera.

A partir de ahí la casa se fue estructurando. Apenas entramos, nos enfrentamos a la vista de la laguna, que se continúa del otro lado. El volumen central contiene al living y el comedor y desde allí, se desprenden dos alas que buscan las mejores vistas del exterior. En el ala izquierda se encuentra el área de servicio con la cocina, el breakfast y las dependencias.

La muestra de este año, con el interés añadido que proporcionaba la exposición de mobiliario de cocina, ha concitado el interés de profesionales de todo el continente, y aún de mercados más lejanos. La decisiva influencia de la creatividad en este sector ha influido positivamente en los resultados de la mayoría de las firmas españolas presentes en la exposición alemana, ya que el componente estético se ha convertido en uno de los puntos fuertes de nuestra oferta.

La cocina se presenta amplia y cálida, con muebles de maderas que se destacan contra el piso y las paredes de tonos crudos. Fáciles de limpiar, se colocaron cortinas roller sintéticas en las ventanas con vista al jardín.

La cocina.
En este espacio existen muchas tentaciones para su afán explorador y los dalos de la Comunidad Europea señalan que es aquí donde ocurren los accidentes más graves.
• Hay que proteger el frigorífico y el horno con cierres de seguridad similares a los mencionados para los armarios.
• Una buena costumbre al cocinar es situar siempre los mangos de los utensilios hacia dentro. Además, se puede proteger la placa con una rejilla para que no accedan a los quemadores.
• Instalar el horno y el micro-ondas en alto y cerrar las llaves de paso; evitarán más de un disgusto grave.
• Tirar del mantel de la mesa puede provocar que le caigan encima lodos los platos. Para evitarlo existen unas pinzas que fijan el mantel, ocultando sus bordes y esquinas.

© 2010 Decoracion Habitaciones